Los países miembros de la Unión Postal de las Américas, España y Portugal (UPAEP), que anualmente ponen en circulación un sello con un tema en común, dedican la emisión de este año al Ahorro de energía; un tema con el que se quiere concienciar a la sociedad que las fuentes de energía se agotan, que hay que proceder al ahorro energético y que es necesario la búsqueda y promoción de nuevas energías renovables.

Estos sellos de Bolivia emitidos en el 2006 hacen alusión al ahorro energético. Costaban 3 y 4 Bolivianos respectivamente. Son de la serie América.

El modelo energético actual, basado en combustibles fósiles, se agota, y las llamadas nuevas energías tienen aún un impacto limitado, lo que hace temer que en un futuro no muy lejano los recursos energéticos existentes no sean suficientes para mantener el nivel de actividad necesario para la humanidad. Por este motivo se hace un llamamiento general al ahorro energético, tanto de forma individual como comunitaria, que debe ser aplicado en el hogar, en los lugares de trabajo, en la utilización racional de los vehículos particulares y de los medios de transportes públicos, así como en cualquier otra actividad de la vida cotidiana.

Al ahorro de energía se une la eficacia energética, que supone un mayor rendimiento tecnológico, y la reducción de las emisiones de CO2 y de otros gases de efecto invernadero, que a su vez disminuyen la contaminación y el calentamiento del planeta; un problema al que es cada día más sensible la sociedad.

España también emitió el 14 de octubre del 2006 un sello de la misma serie América.